Actualmente puede decirse que hay modelos de cámaras fotográficas para distintas necesidades o experiencias. En este caso, Fujifilm se enfoca en los deportistas extremos con su equipo XP90. Se trata de una cámara pequeña, elegante, compacta y ligera. Además es resistente a casi todo: se puede meter en el agua, no le entra polvo, aguanta frío, calor y caídas de hasta 1,75 metros.

Se podría decir que se trata de una cámara de acción preparada para grabar videos en situaciones extremas, aunque bien podría ser muy bien aprovechada por las familias aventureras o con niños pequeños que manipularán la cámara.

Entre otros detalles, incorpora conexión Wi-fi, zoom óptico de 5x con 28mm y monitor LCD.

fuji